image

Es una de las preguntas que mi hija Marifer le haría al Todo Poderoso si lo tuviera enfrente. La otra: ¿Si no fueras Dios qué te gustaría ser?

Soy católica por herencia, sin embargo mi relación con Dios no incluye ninguna práctica religiosa y se limita a una estrecha amistad poco equitativa, pues Él hace todos los favores, pone la paciencia, aguanta mis reclamos y a veces hasta mi falta de fe.

A cambio vivo e intento no olvidar que estamos juntos en esta aventura y que teniendo la felicidad como objetivo, al conseguirla voy a retribuirle.

Desde esta perspectiva se ha dado la relación de mis hijos con Dios. Acordamos educarlos promoviendo el amor, el respeto a otros y a sí mismos. Aunque saben que su padre y yo creemos en su existencia, procuramos motivar en ellos la libertad y el derecho de investigar, de retar, de elegir en qué creer.

Mi pequeña lo ve con empatía. Su lógica infantil la lleva a pensar que tuvo que ser niño e incluso probablemente lo es un poco todavía. Si no fuera así ¿Cómo podría ser tan especial?

Ella imagina que Dios es un tipo feliz porque hace lo que le gusta, lo que quería desde siempre y es que nota en las “coincidencias de la vida” el gran sentido del humor de Dios, así como su creatividad divina: Es el único que puede combinar bellamente el morado de una jacaranda con verde.

También lo percibe como un ser humano más. Lo hace con ese poder exclusivo de los de corazón bonito que logran ver a Dios en otro, en uno mismo. Así les es fácil pensar que un niño es Dios; que Dios es niño o lo fue; que todo hombre es un Dios y ella también.

Confieso que a mí me gustaría que contestara la otra pregunta, cuya respuesta no me resulta tan evidente y es que los hombres hemos dado a Dios tantas formas, tanta responsabilidad de todo. Lo llamamos amor y en su nombre se han generado los peores odios. Lo llamamos bondad y enseñamos a temerle. Lo llamamos Libertad y a veces nos esclavizamos en nuestras propias creencias. Le pedimos respuestas y rara vez le ponemos atención.  Uff! Debe ser agotador para Él ¿Será que de vez en cuando también busca un respiro en lo que nuestra vida pasa?

Como sabía que estaba escribiendo sobre este tema, Emiliano, mi mayor, contribuyó compartiéndome un artículo publicado en la revista Quo, sobre un estudio que muestra como el cerebro humano tiene una base neuronal específica, situada en el Lóbulo Temporal, que decodifica las experiencias religiosas (como las de Juana de Arco o profetas y santos) y asegura que éstas son resultado de anormalidades eléctricas.

El propio Emiliano me arrancó una sonrisa cuando resaltó del escrito la siguiente frase: “Esto no implica que Dios no existe y tampoco prueba su existencia. Quizá sea sólo un espejismo neuronal, o que Él diseñara así nuestro cerebro para mantenernos en contacto con nosotros

Entonces ¿Existe o no? Lo mejor de todo es que tenemos la respuesta en el corazón y la maravillosa posibilidad de rascar dentro de el hasta encontrarla.

Que gran regalo es la libertad de creer o no creer. Y que reto enorme el de respetar la forma como la ejercen los demás.

Yo como decía, me siento muy afortunada de contar con su amistad y agradecida de que, a pesar de todo, no haya decidido aún enviarnos a la papelera de reciclaje.  Por eso, me permití dedicarle estas líneas en una semana especial, que deseo de corazón esté llena de bendiciones para todos nosotros.

Que así sea.

Adiós

One Comment on “¿Cuando eras niño querías ser Dios de grande?

  1. Y empezar esta semana tan especial con una bendición como la que por medio de ti nos da Dios, simplemente no tiene comparación.
    Que mejor bendición en estos días que, por tu conducto, tus hijos nos ayuden a reflexionar desde esa óptica infantil tan llena de sabiduría.
    Con toda justicia podemos agradecerle el poder contar contigo para disfrutar de los pequeños-grandes detalles que nos presentas cada semana.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: